Lo que no se dice sobre la ideología de género. Parte 3: Lo que persigue la Política de Ideología de Género.

La ideología de genero-que yo llamo Política de Ideología de Género-, es una avasallante política con tinte fascista es engañar con la palabrería propia de las ONG de decir que promueven la tolerancia, si sus voceros dicen hacer algo pero en la realidad lo que hacen es un lavado de cerebro progresivo, aquí un extracto de Perú 21.

El portavoz de Con mis hijos no te metas PERÚ responde que “[Susana Chávez] es libre de tener la opinión que considere, aun cuando esté equivocada en su razonamiento. Somos tolerantes”. Sin embargo, aquí algo curioso: el grupo reconoce que “todo ser humano es digno y tiene derechos inalienables desde su concepción” (y sí, incluyen a la comunidad LGTB), pero aclaran que estos no se dan en base a su orientación sexual ni tampoco por una religión específica.

“Los derechos se dan por el simple hecho de ser humanos. La religión, al igual que la orientación sexual, no requiere derechos ni privilegios, sino libertades. La función del Estado es garantizar esa libertad para la autodeterminación del individuo”.

Y aquí algo que no queda claro: Si como dicen, la función del Estado es garantizar la libertad para la autodeterminación del individuo, ¿no es correcto entonces que este se encargue de darle una formación tolerante a los estudiantes para que estos puedan comprender que un individuo es libre de ser quien quiera ser? La respuesta a esa pregunta queda pendiente.

En el subrayado respondemos ES CORRECTO QUE EL ESTADO SE ENCARGE de brindar una formación de TOLERANCIA y de hecho la TOLERANCIA como tal es un precepto cristiano, de tan igual valor y aprecio como el amor, pero lo que no se tolera es que se pretenda imponer una destrucción de la sexualidad y una posterior reconstrucción de la misma bajo el esquema de la  homosexualidad en demérito de nuestros hijos e hijas.

Para el columnista Zejo Cortez quien pertenece al Diario La República pretende ocultar con un dedo la inmensa verdad sobre lo avasallante, fascista e impositivo que resulta ser la Política de la Ideología de Género transcribiré parte de su pensamiento para que se entienda:

La presunta incorporación de una ideología de género en los colegios ha incitado preocupación y una surtida gama de opiniones desinformadas, como se suele dar, desde perspectivas conservadoras y poco tolerantes.

En primer lugar no es presunta, ya se viene haciendo desde el año 2014, solo que en este 2017 la situación será diferente, ahora no se habla de tolerancia, se habla de intolerante, se retirará de ser docente a quienes por objeción de conciencia se opongan a la enseñanza, se acusará a los padres de no promover la inclusión, y esto no sería una exageranción porque si contra quienes lo denuncian ya se esta gestando semejantes medidas, así lo aseguró la periodista Rosa María Palacios:

Nada de eso existe, mas allá de la imaginación afiebrada de algún mal interprete de textos y de – esto si es grave – la dolosa complicidad de fanáticos fundamentalistas que utilizan, como los fariseos, “el texto para encontrar el pretexto”. A esos hay que denunciarlos, sean católicos o protestantes, da lo mismo. Extraído de la columna publicada  en el blog personal de la periodista y abogada Rosa María Palacios, los subrayados son nuestros.

El columnista del diario La República al que citamos también refiere:

Cecilia Ramírez, directora de Educación Básica Regular del Ministerio de Educación, ha aclarado que el nuevo currículo escolar promueve la igualdad de género, cuyo enfoque radica en la simetría de derechos entre hombres y mujeres; también el respeto entre ambos, lo que evitaría el crecimiento de deserción escolar de niñas en nuestro país.

O sea que el anterior no lo promovía, promover es diferente de incentivar determinadas conductas y por supuesto que es diametralmente diferente de imponer, así que o el columnista no sabe la diferencia entre los términos e inocentemente cree todo lo que lee, o es que la información se distorsiona con el propósito de desinformar al país entero.

El mismo periodista siguiendo en el engaño dice:

Sea una respuesta cierta o alturada para evitar escándalo mayor, dentro de los colegios coexiste no solo la ausencia de igualdad de género, sino de respeto hacia la orientación sexual de los niños; represión hacia la exploración de la misma; incapacidad de hablar alturadamente sobre las similitudes y diferencias entre niños y niñas, etc. Es por ello que adolescentes salen de los colegios sin descubrir su sexualidad a plenitud, ni cómo expresarla ni cómo respetar la del otro.

Esto puede ser nocivo alimentar una mentira semejante, no existe tal situación, lo que si existe es quizá la falta de algunos profesionales profesores que no saben como llegar a tratar el tema, o la poca preparación pero el deseo de cambiar la educación sexual no quedó en un deseo, de hecho muchas iglesias cristianas han desarrollado el tema en sus reuniones de la manera más alturada, hablando como pares con niños y adolescentes, buscando alternativas propositivas desde sus canones morales de como enfrentar diferentes panoramas.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s